Málaga usará la Inteligencia Artificial para predecir la llegada de medusas y algas a las playas

Inteligencia artificial contra las medusas y las algas en las playas de Málaga. La Universidad de Málaga y la Junta de Andalucía han presentado esta mañana el proyecto Oceanaria, una herramienta que aplicará las nuevas tecnologías para predecir la llegada de estos visitantes indeseados y alcanzar una mayor sostenibilidad en las costas andaluzas.

Según ha asegurado Francisco Franco, director de la Cátedra de Ciencias del Litoral de la UMA, Oceanaria Andalucía busca unir diferentes sectores para hacer más “seguras” las playas. La investigación fusiona la ciencia, el deporte náutico y el turismo, todo ello bajo el enfoque de la inteligencia artificial.

El desarrollo de la aplicación incluirá la creación de una red de vigilancia para recopilar información sobre la presencia de algas, natas y medusas, lo que permitirá el desarrollo de algoritmos para prevenir protocolos de actuación. Además, proporcionará a los usuarios información sobre deportes náuticos disponibles en el litoral andaluz, así como recomendaciones sobre hoteles, restaurantes y empresas de alquiler de equipos deportivos cercanos a la zona.

El presidente de la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental, Manuel Cardeña, ya ha anunciado que la empresa concesionaria del Complejo Ambiental Costa del Sol, Urbaser, ha aplicado una significativa reducción en el precio por tonelada de algas en la planta de tratamiento. Este ajuste ha llevado el costo de 85,93 a 42,94 euros, representando un ahorro cercano al 50% en el gasto asumido por los ayuntamientos de la región.

“Es fundamental conocer con anticipación la aparición de estos fenómenos para organizar una limpieza eficiente de las playas y garantizar su uso y disfrute por parte de todos los bañistas”, ha comentado Franco. Esta iniciativa también tendrá un impacto positivo en el medio ambiente, contribuyendo a reducir la huella de carbono al ayudar a los bañistas a encontrar la playa más adecuada sin necesidad de dar vueltas innecesarias en coche. “Todo ello ayudará a promover las actividades de ocio y disfrute de los espacios naturales, y el respeto a la biodiversidad marina y al entorno en la costa andaluza”, ha concluido.

El evento ha contado, además, con la participación de Antonio Morales, vicerrector de Investigación y Divulgación Científica de la UMA; el presidente del Clúster Marítimo-Marino de Andalucía, Javier Noriega; el secretario general de Investigación e Innovación de la Junta de Andalucía, Antonio Posadas; y el propio Franco.

Noriega, por su parte, ha resaltado la importancia de este proyecto para impulsar la economía azul en los municipios costeros de la región, digitalizando su oferta de litoral como destino internacional y promoviendo experiencias ligadas al ocio y los deportes náuticos de manera sostenible.

“Esta iniciativa es de suma importancia para la innovación de sectores como el turismo marítimo. Se trata de una alianza entre la Universidad, el Gobierno y las empresas para mejorar los productos y servicios que tenemos en Andalucía, y para poder disfrutar con plenitud de nuestras costas“, ha afirmado el presidente del Clúster.

Jorge Macías, uno de los investigadores principales del proyecto, ha definido esta investigación como “un proyecto de gran interés para la sociedad, para los malagueños y para todos los andaluces”. También ha explicado que para desarrollar la web y la aplicación y tener los datos actualizados diariamente, utilizaán unos algoritmos matemáticos de inteligencia artificial. “Estos algoritmos necesitan obtener información de una fuente de datos muy extensa, que hay que saber tratar y clasificar. Por eso es necesaria la colaboración de científicos de muchas áreas de especialización“, ha añadido el matemático, que espera que la iniciativa permita a los municipios mejorar la calidad de su entorno litoral.

El proyecto ha sido seleccionado para recibir financiación en el marco del Plan Complementario de Ciencias Marinas y del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, con fondos Next Generation de la Unión Europea. Esta iniciativa, liderada por la Universidad de Málaga a través de la Cátedra de Ciencias del Litoral, cuenta con la colaboración del Clúster Marítimo-Marino de Andalucía (CMMA), que busca potenciar la investigación y la transferencia de conocimientos entre investigadores y empresas en el sector de la Economía Azul.

El secretario general de Investigación e Innovación de la Junta de Andalucía ha recordado que el plan complementario de Ciencias Marinas de la Junta ha sido financiado  con 10 millones de euros, de los cuales se han invertido 245.000 euros en el proyecto Oceanaria. Además, ha resaltado el compromiso del Gobierno andaluz con la economía azul. “Uno de cada diez empleos está vinculado a actividades relacionadas con el mar aquí en Andalucía”, ha afirmado, sacando a relucir que “podemos estar orgullosos, porque Andalucía es la única comunidad autónoma que tiene una consejería dedicada expresamente a la comunidad azul”.

La aplicación también aportará información sobre los hospitales cercanos a la costa por si los bañistas sufren algún percance o tienen alguna urgencia, y se pretende extender su uso más allá de Andalucía.

Finalmente, Morales ha instado a la Junta de Andalucía a destinar más fondos a las investigaciones de este tipo, destacando la importancia de proyectos como Oceanaria para el desarrollo sostenible de la región. Se espera que la plataforma esté operativa para finales de año, tras un proceso que involucra a expertos en matemáticas, química, biología y ambientología.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *